Publicidad

Supera los obstáculos:

¡No más estrés!

Supera los obstáculos:

Baja de peso sin rebote

¿Qué tipo de cuerpo tienes?

Según la circunferencia del busto, la cintura y la cadera se pueden establecer cuatro tipos de cuerpos femeninos: banana, pera, manzana y reloj de arena. En este artículo, reconoce tu silueta y vístete con ropa que te quede bien.

Recomiéndanos

Publicidad

¡Encuentra el tuyo y muestra tus atributos!

No hay dos mujeres que tengan la misma figura, aseguran los estudiosos del cuerpo humano. Sin embargo, hay algunas características que permiten agrupar el cuerpo de la mujer según su forma, que está determinada por la estructura ósea y la distribución de los músculos y la grasa.
Lo que sí tienen en común la mayoría de las mujeres son los puntos de inflexión, que son los lugares estratégicos del cuerpo. Estos son el busto, la cintura y la cadera. La medida de la circunferencia de estos puntos determina la forma y el talle de cada mujer.
Las figuras del cuerpo femenino que agrupan a la mayoría de las mujeres son cuatro: banana, pera, manzana y reloj de arena.
Según una investigación de la Universidad estatal de Carolina del Norte, el 46% de las mujeres tiene figura de “banana”, el 20% de “pera”, menos del 14% de manzana y apenas el 8% de las mujeres tienen la envidiada figura del “reloj de arena”.

Los 4 tipos de “cuerpos femeninos” y cómo sacarles provecho
Conocer el tipo de cuerpo que tienes, sin duda, puede serte de mucha ayuda. No para que te sientes frente al espejo a llorar por no tener la forma de un reloj de arena, sino para que elijas la ropa que te quede mejor.
Para ello, conoce los consejos que comparten las expertas en transformaciones de estilo, Trinny Woodall y Susannah Constantine, conductoras del exitoso programa de TV “No te lo pongas”, en su libro “La Biblia de la forma del cuerpo”, para estas clásicas figuras femeninas.

•  Banana: La cintura es 9 pulgadas (23 cm) o menos más pequeña que la cadera o el busto. Es común que al subir algunas libras, la grasa se deposite en el abdomen, los glúteos, pecho y cara.
Tip: Esta figura del cuerpo femenino, bautizada como “columna”, por las conductoras de “No te lo pongas”, es una de las más fáciles de vestir. Para evitar esa imagen de cuerpo alargado y sin curvas, que tienen estas mujeres, recomiendan elegir blusas o remeras con frunces o volados en los puños o cintura, para quebrar la sensación de cuerpo interminable. También, a la hora de un vestido, sugieren buscar uno de chifón, ya que, según las especialistas, es un género que favorece a las mujeres con este tipo de cuerpo. 

•  Pera: Se lo llama también “forma de cuchara, campana o triángulo”. La medida de la cadera es mayor que la del busto. Este tipo de mujeres tienen tendencia a tener glúteos largos, muslos robustos y pechos pequeños. Al engordar, el peso se puede acumular en los glúteos, caderas y muslos. Si se sigue aumentando de peso, las libras se depositarán en la cintura y la parte superior del abdomen.
Tip: Si tienes una parte superior delgada, ¡lúcela! Al comprar pantalones, evita los que tienen pinzas o bolsillos, ya que parecerás con caderas más grandes. Cuando quieras usar falda o vestido, hazlo pero con botas rectas (para disimular las pantorrillas). Los abrigos, úsalos con un cinturón, así enfatizarás la mirada en tu cintura.

•  Manzana: También se lo puede apodar como “triángulo invertido”. Los hombros son más anchos que las caderas. Las piernas y los muslos, por lo general, tienden a ser delgados, en contraposición con el abdomen y el pecho. En caso de sobrepeso, la grasa suele distribuirse en el abdomen, pecho y cara.
Tip: Al tener el cuerpo “redondo”, es importante que te propongas no agregarle centímetros de más a tu contorno. Para ello, opta por las faldas de frente chato, con cierre lateral. Si te cuesta encontrar un jean a tu medida, busca un pantalón sastre, con piernas anchas.

•  Reloj de arena o triángulos que se oponen: es el cuerpo ideal para la cultura occidental. Pero, ¡sólo el 8% de las mujeres tienen este tipo de cuerpo! Las caderas y el busto son, comúnmente, del mismo tamaño, y la cintura es estrecha. Al aumentar de peso, la grasa corporal puede acumularse en la parte superior e inferior del cuerpo, en los brazos, pecho, cadera y glúteos, antes que en otras partes como la cintura o el abdomen.
Tip: Si tu cuerpo se conserva como el reloj de arena, no hacen falta demasiados consejos, ¡toda la ropa te queda a la perfección! Si, en cambio, los años o la maternidad hicieron que tu cuerpo mantenga los dos triángulos que se oponen, pero con algunas redondeces, opta por sacos escote en “V” y por las faldas tipo tubo o lápiz.

Las mujeres que lucen bien no siempre tienen un cuerpo perfecto. Lo que sucede es que conocen la forma que tienen y han aprendido a elegir la ropa que más les favorece. Y tú, ¿qué tipo de cuerpo tienes?

Fuente: Wikipedia / The Daily Mail

Comments widget here